Foto 3 Decenas de cerdos se alimentan en el basurero, del que personas como Samuel sacan reciclaje para vender.

CRA inicia proceso sancionatorio a Soledad por el basurero La Concepción

El año pasado hubo un incendio por la acumulación de metano, que afectó mucho más el medio ambiente y la salud de la comunidad.

Por no iniciar las acciones para la clausura, la recuperación ambiental y social y la erradicación definitiva del basurero de La Concepción, donde se registró en el 2021 un incendio por la combustión del nocivo gas metano, acumulado por años bajo toneladas de residuos en descomposición, la Corporación Autónoma Regional del Atlántico, CRA, comenzó un proceso sancionatorio contra la Alcaldía de Soledad.

La decisión está consignada en el Auto 765 del 3 de octubre firmado por Javier Restrepo Vieco, subdirector de Gestión Ambiental.

El botadero ilegal de residuos a cielo abierto en La Concepción, de más de 30 años, ocupa 7.8 hectáreas, está localizado a 2 kilómetros de la bocatoma del acueducto de Barranquilla y a 5 kilómetros del aeropuerto Ernesto Cortissoz; como punto crítico, es considerado un “vertedero de residuos sólidos de alto riesgo, debido a los posibles efectos de lixiviados (líquidos putrefactos altamente contaminantes) en el río Magdalena, por encontrarse en un área de suelos inestables y de alta permeabilidad”.

En condiciones ambientales, sanitarias e higiénicas infrahumanas, por la necesidad de una casa y la falta de empleo, cerca de 600 personas viven asentadas dentro y a orillas del basurero. Parte del sustento diario familiar lo obtienen reciclando botellas, papeles, cartones, plásticos y otros desechos.

Incendio prolongado

En abril de 2021, la comunidad afectada denunció la emergencia y el riesgo que afrontaban por el incendio: la gran cantidad de basura compactada ardió internamente; pese a los esfuerzos de los Bomberos de Soledad, que por momentos lograban extinguir las llamas, el fuego se mantuvo hasta agosto.

En el momento crítico lo más preocupante fueron las llamas y la emanación de columnas de humo y gases que afectaron la salud de los residentes y la calidad del aire, de por sí dañado o alterado por la permanente descomposición de las basuras llevadas allí de manera ilegal.

Tareas incumplidas

Luego de una visita técnica a terreno, y de escuchar a la comunidad, a expertos, a funcionarios municipales y de la Gobernación, la Corporación Regional del Atlántico, a través del Auto 173 del 27 de abril de 2021, le dio a la Alcaldía de Soledad un plazo de 30 días calendarios para que “inicie las acciones para la clausura, recuperación ambiental y social del botadero La Concepción y se realicen todas las acciones pertinentes, en el marco de su competencia, a fin de erradicar de forma definitiva este botadero a cielo abierto (…)”.

El 26 de mayo de 2021, a través de un recurso de reposición, la administración municipal defendió su gestión respecto al basurero.

Al analizar lo expuesto, la CRA, a través del Informe Técnico 438 del 13 de septiembre de 2022, estimó que Soledad “no presentó argumentos técnicos claros, coherentes, precisos” sobre las “acciones concretas de ingeniería” que deben ejecutarse para la clausura y la erradicación.

“La Alcaldía Municipal en su escrito se limitó a presentar un listado de actividades aisladas que no forman parte de un proceso técnico de clausura y erradicación del botadero”, quedó consignado en el informe.

Y concluyó de manera directa: “La Alcaldía no cuenta con un Plan de Clausura”.

Efectos del metano

En la motivación de la apertura del proceso sancionatorio, la CRA recuerda que “el metano es un gas de efecto invernadero, relativamente potente, que contribuye al calentamiento global del planeta, ya que tiene un potencial de calentamiento superior al dióxido de carbono” y subraya que uno de sus objetivos es reducir estas afectaciones climáticas y ambientales en el Atlántico.

También precisa que, si bien no es un gas tóxico, para la salud del ser humano “su principal peligro son las quemaduras que puede provocar si entra en ignición”, es decir si arde, como sucedió en La Concepción.

Reafirma la Corporación Regional del Atlántico que la inadecuada disposición de las basuras “genera afectación a los recursos naturales (aire, agua, suelo), los cuales son objeto de conservación y protección”, de acuerdo con sus funciones misionales legales.

Por todo lo anterior e incumplir lo que le fue ordenado, el subdirector Javier Restrepo Vieco decidió iniciar el proceso ambiental sancionatorio a la Alcaldía de Soledad, hoy en cabeza Rodolfo Ucrós. Contra el Auto 765 “no procede recurso alguno”, dice el texto.

Explorar más notas